Una historia de lucha y resistencia bajo el asfalto

AGTSyP-Subtes cumplió 13 años

La Asociación Gremial de Trabajadorxs del Subterráneo y Premetro se creó el 2 de septiembre de 2008 y fue ratificada por la voluntad masiva de lxs trabajadorxs del subte en un plebiscito realizado en febrero de 2009. Hoy celebró sus primeros trece años de vida.

Lxs metrodelegadxs impulsaron colectivamente la construcción de un sindicato propio, plural, democrático, solidario y feminista. La organización gremial promueve las asambleas como método de consulta y los plenarios como instancia organizativa y de toma de decisiones, en la defensa de los derechos de les trabajadorxs.

“Hoy es sin duda un día profundamente simbólico para les trabajadores del Subte. Nuestra organización gremial cumple trece años. Si bien es una construcción colectiva que tiene varios años de desarrollo, que comenzó en la década del 90 resistiendo la embestida de lo que implicó la privatización y el gobierno neoliberal, momento en el que arrebataron la totalidad de las condiciones de trabajo que habían conseguido las comisiones internas y les trabajadores del Subte, a través de la lucha en la década del 70 y del 80, eso implicó que nuestra primera etapa estuviera centralmente transitando lo que representó la resistencia”, explicó la compañera Karina Nicoletta, conductora en la Línea A y secretaria de Género de la AGTSyP.

Y agregó: “A lo largo de los años hemos logrado recuperar y conquistar esas condiciones. Centralmente la conquista de la estabilidad laboral, la mejora sustancial de todas las condiciones de trabajo, obviamente lo que tiene que ver con la lucha histórica contra las tercerizaciones. Hemos logrado incorporar a la totalidad de les trabajadores a nuestro convenio colectivo y a planta permanente y un sistema de ascensos igualitario, claro y objetivo y la mejora sustancial de nuestras condiciones salariales”, detalló la metrodelegada, quien también fue boletera y guarda.

Por su parte, el compañero secretario de Prensa y Comunicación de la AGTSyP, Quique Rositto, rememoró los inicios de la organización: “Es importante recordar el contexto en el que se dio la creación de este sindicato. En el año 2008, el otro sindicato presente en el Subte, que es la UTA, había convocado a un tribunal de ética con el objeto de quitarles los fueros, expulsarlos del sindicato y dejarle vía libre a la empresa Metrovías para que pudiera proceder al despido de todxs quienes integrábamos ese cuerpo de delegados y ese equipo de trabajo. Entendiendo que la creación de un sindicato democrático no podía depender de la voluntad de un pequeño grupo de compañeros y compañeras se procedió a realizar un plebiscito, durante febrero de 2009, y este plebiscito arrojó una población de más del 90% de los votantes a favor de la creación de un nuevo sindicato. Allí se comenzó a escribir esta historia grande de nuestra Asociación Gremial de Trabajadores del Subte y Premetro”.

“Si bien antes de tener el sindicato propiamente dicho, el cuerpo de delegadxs del Subterráneo, lxs Metrodelegadxs, ya habían obtenido una serie de reivindicaciones como la insalubridad y jornada de seis horas, una importante recomposición salarial, terminar con las tercerizaciones, mejorar el sistema de franco y haber creado una comisión de prensa, una comisión de género y una comisión de cultura, a partir de la creación y el reconocimiento legal del sindicato se han obtenido importantes beneficios y mejoras en las condiciones laborales para los trabajadores y trabajadoras del subte y premetro, que tiene que ver con las recategorizaciones, los sistemas de ascenso y promociones que son por puntajes, la bolsa de trabajo para lxs familiares de quienes trabajamos en el subte y el premetro. También hubo una modificación del estatuto que crea una Secretaría de Salud Laboral, una Secretaría de Derechos Humanos, una Secretaría de Género, en lugar de la Secretaría de la Mujer que es la que establecía el estatuto original”, enumeró Rositto.

Respecto a la reivindicación de los derechos de las mujeres y disidencias trabajadoras, en un ámbito laboral históricamente masculinizado, pero con un mayor protagonismo y visibilidad de estos sectores en esta nueva era, Nicoletta manifestó: “En lo que refiere a la lucha de las trabajadoras y de la perspectiva de género, nuestro sindicato ha incorporado una Secretaría de Género. Las mujeres, las trabajadoras, hoy estamos en la mayoría de los sectores de trabajo. Nos hemos puesto una consigna: ‘Nos queremos todas en todos lados’, y a lo largo de estos años hemos dado también una pelea muy importante frente a la segmentación ocupacional. El Subte era un lugar históricamente masculinizado y hoy tenemos compañeras en los todos los sectores de tráfico, como guardas, conductoras, maniobristas, en instalaciones fijas, telecomunicación, electromecánica, en limpieza en el turno noche. En casi 100 años no hubo compañeras, hoy hemos logrado incorporarlas”.

“Esa transversalidad de las políticas de género se ha planteado también en la negociación colectiva, en la incorporación de licencias con perspectiva de corresponsabilidad para todes les trabajadorxs. Hoy estamos dando pelea para lograr que se incluya el cupo laboral travesti trans en nuestro sector de trabajo, en la negociación colectiva”, describió la compañera y remarcó: “Nos queremos todes en todos lados porque nos pensamos en términos de una construcción que tiene que ser disidente, feminista, tiene que ser claramente representativa de todes les trabajadores, que permita construir espacios de trabajo y ámbitos laborales más habitables en igualdad de condiciones y de oportunidades”.

En relación a la importancia del rol de les trabajadorxs del Subte, particularmente durante el contexto de la pandemia por Covid-19, Rositto señaló: “En los últimos años, sobre todo en el último año del contexto de pandemia hemos tenido un rol muy importante, por un lado defendiendo los derechos de los compañeros y las compañeras que pertenecen a grupos de riesgo, aquellxs que tienen hijxs en edad escolar, pero sin dejar de lado de entender nuestro rol de sindicato de clase, nuestra obligación, nuestra responsabilidad frente a la clase trabajadora y mantener el subterráneo y el premetro funcionando durante toda la pandemia en forma ininterrumpida para que quienes trabajaban en la primera línea de combate contra el Coronavirus pudieran llegar a sus lugares de trabajo”.

AGTSYP: ¡13 AÑOS DEFENDIENDO DERECHOS!

#AGTSyP #AGTSyP13años #Metrodelegados #Subte #Premetro