Primeras repercusiones del Congreso extraordinario de la CTA

En la jornada de hoy (por ayer) se desarrolló el Congreso Extraordinario Nacional de la Central de los Trabajadores de la Argentina (CTA de los Trabajadores) en el cual, además de debatir el rumbo político y reafirmar el apoyo incondicional a las políticas sociales y económicas en un proyecto nacional, popular y latinoamericano, se debatió y se aprobó el nuevo Estatuto de la CTA. También se eligieron las autoridades electorales para las próximas elecciones en el mes de octubre.

En ese contexto, Raúl Calamante, secretario adjunto de la CTA de los Trabajadores de la provincia de Buenos Aires, señaló que “estamos participando de un Congreso Extraordinario muy importante en donde la clase obrera está siendo partícipe en un contexto histórico nacional sumamente complejo. Por tal motivo es importante la unidad para apoyar y fortalecer este proyecto nacional, popular y latinoamericano que estamos viviendo en el país”.

“Además –continuó el dirigente sindical- es muy importante actualizar el Estatuto de la CTA para promover un mayor funcionamiento democrático y participativo de todos los sectores que componen nuestra Central”.

Por otra parte, Roberto Baradel secretario general de la CTA bonaerense indicó que “hoy es un día histórico porque pudimos plasmar en nuestro Estatuto la lucha de las trabajadoras y las mujeres que en las distintas marchas y en los debates de los plenarios provinciales nos exigían la paridad de género en todas nuestras listas. Por eso es un día histórico e inolvidable para nuestra CTA”.

Además –señaló- reafirmamos nuestra política de enfrentar a los poderes fácticos que se enriquecen a costa de nuestro pueblo. Por tal motivo vamos a convocar a la más amplia unidad porque no podemos permitir que el neoliberalismo vuelva a gobernar la Argentina”.

En ese sentido y reforzando la importancia de las mujeres en la CTA, Cristina Echegoyen, secretaria de género de la CTA provincia de Buenos Aires expresó que “es muy significativo para todas las organizaciones, y en particular para las mujeres porque hoy hemos votado una reforma integral del Estatuto que contiene diferentes puntos, pero sin duda, el más importante es el del derecho a la paridad de género en todos los cargos. Esto es una larga lucha que llevamos adelante las mujeres organizadas en todos los sindicatos y en la CTA particularmente”.

Echegoyen explicó que “no hablamos de un triunfo de las mujeres, es un triunfo de todos, todas y todes porque se trata de ampliación de derechos para nosotras, nosotros y nosotres y para los que vendrán. Es una ampliación de derechos en el presente y para el futuro para las mujeres y para las personas LGTB”.

En tanto, María Reigada secretaria de Derechos Humanos de la CTA y Senadora provincial destacó que “es reconfortante porque hoy contamos con un nuevo Estatuto con mas secretarias, con una composición de paridad de Genero en todas las provincias y en todos los distritos. Y llamamos a todos los sindicatos que integran nuestra CTA a que hagan lo mismo en sus estatutos sindicales”.

Y agregó que “hoy reafirmamos el desafío que tenemos como clase trabajadora para construir la unidad para que nunca más vuelva el neoliberalismo que tanto mal le ha hecho a la sociedad y a la clase trabajadora”.

Por último Carlos Quintriqueo, secretario General de la Asociación de Trabajadores Estatales (ATE) Neuquén indicó que “los compañeros estatales de Neuquén, enrolados en ATE decidimos incorporarnos a la CTA de los Trabajadores. Por tal motivo, para nosotros es muy importante ser parte de este Congreso Extraordinario y que nuestra voz sea escuchada”.

Al respecto, el dirigente estatal neuquino señaló que “vinimos con mucha expectativa de ser parte de esta CTA para tener un espacio donde podamos construir colectivamente junto a nuestros hermanos de ATE-Capital y ATE Santa Fe para sumarnos y ser protagonistas dentro de esta CTA de los Trabajadores que nos han abierto las puertas.

Cabe destacar que los trabajadores de ATE Neuquén han posibilitado el ingreso a ésta Central a los sindicatos del sector privado que prestan servicio en el Estado y a los compañeros jerárquicos del correo que han decidido incorporarse.