Por una Justicia Independiente y Democrática al servicio del pueblo

La Multisectorial Federal por una Justicia Democrática, Feminista e Independiente movilizó hacia Plaza Lavalle en reclamo de juicio político a la Corte, remoción de sus cuatro miembros, ampliación del número de integrantes con paridad de género y una justicia democrática e independiente al servicio del pueblo.

Integrada por organismos de Derechos Humanos, centrales sindicales, empresariales, movimientos sociales y entidades religiosas, la Multisectorial recalcó la ilegitimidad de origen de la Corte. “Dos de sus miembros, violando la Constitución Nacional, consintieron el ser designados por un decreto del Poder Ejecutivo de Macri”, leyó el actor Daniel Fanego desde el escenario, junto a la actriz Alejandra Darín, presidenta de la Asociación Argentina de Actores de la CTA.

“Esta Corte ratificó en su cargo a tres jueces puestos a dedo por el gobierno macrista, por motivos más que evidentes, y no dudó en convalidar traslados, subrogancias, todas ellas inaceptables constitucionalmente”, agregó Fanego y en otro pasaje se refirió a un fallo de la Corte en contra del derecho a huelga.

“Este Poder Judicial, con esta Corte a la cabeza, en todo este tiempo convalidó un sistema de injusticia como nunca antes se viera en democracia y de ese modo tributó con holgura a la ruptura del pacto democrático que había sido sellado por la sociedad toda tras la noche más oscura de su historia”, expuso en otro fragmento Alejandra Darín, quien a su vez agregó: “Tras el eufemismo de la ‘seguridad jurídica’, enarbolado por los dueños de todas las cosas, se permitieron también avanzar sobre derechos sociales y laborales, conquistados en años de luchas y sacrificios, de los trabajadores organizados y del pueblo todo”.

“Exigimos la remoción inmediata de Horacio Rosatti, Carlos Rosenkrantz, Juan Carlos Maqueda y Ricardo Lorenzetti. Los cuatro integrantes de la Corte Suprema de Justicia de la Nación”, prosiguió el actor. “¡Que se vayan!”, corearon desde el público.

“Esta Corte se debe ir porque produjeron un daño enorme al tejido social más vulnerable y a sus organizaciones para beneficiar a los poderes reales, persiguiendo y hostigando a trabajadores y trabajadoras y a sus representantes gremiales, mediante montajes mediáticos. Amañaron causas, compraron testigos, sometieron a apremios, falsearon y prefabricaron pruebas para lograr sus propósitos. Las detenciones arbitrarias de dirigentes sindicales en San Nicolás y las injustificadas condenas a trabajadores y trabajadoras y referentes gremiales de las distintas provincias son apenas una muestra de lo que señalamos”, se lee en otro pasaje del documento, mientras que también se señala la arbitraria detención de Milagro Sala.

“Reclamamos una justicia independiente, que sea transparente en sus procedimientos, que administre justicia con el equilibrio que garantice que los poderosos no salgan siempre bien parados y los ladrones de gallinas terminen condenados. Una justicia que no esté integrada por una especie de casta de privilegiados, con grandes ingresos, amigos de los dueños del poder económico. Una justicia con legitimidad de origen, ya que quien preside la Corte llegó ahí porque se votó a sí mismo. Es decir, en una corte de cuatro miembros, el presidente fue electo por él mismo, lo cual es un bochorno. Una justicia que respete la división de poderes. No lo ha hecho con lo del Consejo de la Magistratura. Una justicia que no admita que haya presos políticos y sociales en la Argentina. Una justicia que sea capaz de garantizar que la gente humilde reciba el mismo trato que los millonarios. Todo eso es lo que hoy no está y todo eso es lo que reclama la gente”, enumeró nuestro secretario general de la CTA y diputado nacional Hugo Yasky.

Se refirió a su vez a la demanda puntual desde el movimiento obrero: “El reclamo es saber que va a terminar la persecución contra los dirigentes sindicales, que el privilegio de los dueños del poder económico, no van a salir siempre ganando cuando hay un juicio contra algún trabajador. Saber que vamos a tener la posibilidad de que medidas distributivas no sean paradas en la justicia como ha pasado muchas veces”.

La jornada tuvo el acompañamiento musical de Bruno Arias, en guitarra, y Pehuén Godoy, de Córdoba, en violín, quienes nos deleitaron con “El pueblo unido jamás será vencido”, de Quilapayún. Luego, el músico jujeño compartió una canción de su autoría, “Marta Juana González”, dedicada a la maestra de la Escuela San José Obrero de Villa El Libertador, Córdoba, quien fue asesinada por la dictadura cívico militar. Por último, la cantautora de Santiago del Estero Candela Mazza cantó y tocó en el bombo la chacarera doble “Añoranzas”, de Los Manseros Santiagueños.

Frente a lxs miles de compañerxs presentes, Hugo Yasky rindió un sentido homenaje a la figura del recientemente fallecido dirigente obrero Victorio Paulon, secretario de Derechos Humanos de nuestra central. “Gracias a las Madres de Plaza de Mayo, a las Abuelas, a todos los organismos, porque nos permiten hacer un paréntesis muy breve en este acto. En nombre de todas las organizaciones del movimiento sindical que estamos hoy presentes y que sentimos la congoja de haber perdido a un compañero ejemplar. Hoy, a las cinco de la mañana, a la hora en que tantas veces habrá estado en la puerta de entrada de la acería de Villa Constitución, nos dejó el compañero Victorio Paulon. Ejemplo de lucha, ejemplo de consecuencia, ejemplo de militancia, que siempre estuvo en la causa de los despojados, de los desposeídos y en la causa de los derechos humanos. Victorio Paulon, ¡Presente! Acá está entre nosotros. Gracias compañeras y compañeros. Un minuto de aplausos para él”.