Naciones Unidas: la Asamblea General rechazó el embargo a Cuba

Por mayoría abrumadora

Con 185 votos a favor, dos en contra y dos abstenciones, el jueves 3 la Asamblea General de las Naciones Unidas, reunida en Nueva York, se expidió en contra del embargo económico de Estados Unidos a Cuba.

Así, la Asamblea volvió a exigir el cese de la medida unilateral que tomara Washington en 1962 por considerarla una violación a la Carta de las Naciones Unidas. Este año, el texto impulsado por la isla se denomina “Necesidad de poner fin al bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por los Estados Unidos de América contra Cuba” y la resolución obtuvo una mayoría abrumadora: 185 votos a favor, dos votos en contra (Estados Unidos e Israel) y 2 abstenciones (Ucrania y Brasil).

El texto adoptado, además reafirma, entre otros principios, “la igualdad soberana de los Estados, la no intervención y no injerencia en sus asuntos internos y la libertad de comercio y navegación internacionales, consagrados en numerosos instrumentos jurídicos internacionales”, exhorta a todos los Estados a abstenerse de promulgar y aplicar leyes y medidas que los contravengan, e insta a la derogación de ese tipo de medidas a quienes aún las impongan.

En ese sentido, el ministro de Relaciones Exteriores de Cuba, Bruno Rodríguez Parrilla se expresó: “30 años han transcurrido desde que la AGNU comenzara a demandar, cada año, el cese de esa política, tipificada como un acto de genocidio y que tiene el efecto de una pandemia permanente, de un huracán constante y recibe un rechazo universal”.

Cabe recordar que el presidente estadounidense Joe Biden mantiene las sanciones que impuso su antecesor, el republicano Donald Trump, pese a sus promesas de campaña. En un informe elaborado por el Gobierno de Cuba, sostienen que, a precios corrientes, los daños acumulados en estos 60 años alcanzan los 154.217 millones de dólares, con gran impacto en sectores vitales como la salud y la educación, más allá de la economía y la calidad de vida.