La empresa gráfica IPESA anunció el cierre y despido del personal

La brutalidad de esta medida adoptada por los propietarios Eduardo Lerner y Abel Nahon en el marco de la delicada crisis provocada por la pandemia del coronavirus que está siendo enfrentada con enorme coraje solidario por la inmensa mayoría del pueblo argentino, pone de manifiesto la despreciable conducta patronal de quienes sólo piensan en sus mezquinos e inhumanos intereses demostrando absoluto desprecio por las familias trabajadoras y por el futuro de nuestra Patria.

IPESA es una empresa líder en el mercado de revistas y de todo tipo de publicaciones que no desaparecerán por efecto de una circunstancial cuarentena productiva que el gobierno impone, como corresponde, dando prioridad a la salud y la vida de todos los argentinos y argentinas, es más, resulta llamativo que la empresa tome esta decisión después de haber sido adjudicataria de parte de la producción de los cuadernillos que el Ministerio de Educación de la Nación ha dispuesto editar e imprimir como material considerado esencial para cubrir durante la emergencia, la educación de más de 5 millones de estudiantes que no tienen acceso a internet.

Descarada especulación y temerario desafío al Presidente de la Nación que acaba de manifestar: “Voy a ser inflexible con los que despiden gente. Si algo nos tiene que enseñar la pandemia es la solidaridad, acá nadie se salva dolo”.

Ante la gravedad de los hechos, hemos solicitado la urgente intervención del Ministerio de Trabajo de la Nación para preservar la fuente de trabajo y llevar tranquilidad a más de un centenar de familias, tanto del gremio gráfico como de prensa.

FRENTE A LOS PROVOCADORES QUE SOLO PIENSAN EN SUS NEGOCIOS
DEFENDEMOS LA SALUD Y LA VIDA
¡NI UN SOLO DESPIDO EN ARGENTINA!

FEDERACIÓN GRÁFICA BONAERENSE