El camino de la unidad y la organización de lxs jubiladxs

DÍA DE LXS JUBILADXS EN LA ARGENTINA

Con más de 500 participantes en las redes virtuales de la CTA, se desarrolló un encuentro en conmemoración del Día de lxs Jubiladxs en la Argentina del que participaron el ex vicepresidente y ex director ejecutivo de ANSES Amado Boudou, el diputado nacional y secretario general de la CTA Hugo Yasky; Carlos Valle, presidente de la Confederación General de Jubiladxs, Retiradxs y Pensionadxs; el abogado Especialista en Seguridad Social y director del Centro Interamericano de Estudios de Seguridad Social, Miguel Fernández Pastor, y el ex diputado nacional del FpV Juan Carlos Díaz Roig, entre otrxs compañerxs.

La actividad fue organizada por la Secretaría de Previsión Social de la CTA de lxs Trabajadorxs, a cargo de la compañera Sandra Zapatero, junto al Frente de Adultxs Mayorxs; la Confederación General de Jubiladxs, Retiradxs, Pensionadxs y Adultxs Mayores del País, la Intersindical de Jubiladxs y Pensionadxs en Lucha, Movimiento Jubiladxs Liberación de la CoNAT y el Frente de Personas Mayores.
Bajo el lema “El camino es la unidad y la organización de los jubilados y jubiladas. Por una Argentina de pie y con plenos derechos para lxs adultxs mayores”.

Bajo el lema “El camino es la unidad y la organización de los jubilados y jubiladas. Por una Argentina de pie y con plenos derechos para lxs adultxs mayores”, y luego de compartir un video conmemorativo de la historia de lucha de lxs jubiladxs -desde los años de políticas neoliberales de la década de los 90 hasta nuestros días-, lxs presentes expresaron en unanimidad la importancia de la unidad y la organización del campo popular, en defensa de los derechos de nuestrxs adultxs mayores. En ese sentido, llamaron también a defender al gobierno de Alberto Fernández, frente a quienes pretenden generar un retroceso en materia de derechos, como el de la seguridad social.

“Cuando conversamos con Omar la idea de hacer este acto, allá por fines de julio, recordamos los actos del Congreso con la Multisectorial y nos propusimos una gran construcción nacional de jubiladas y jubilados, con todas y todos adentro. Hablamos con Carlos Valle, luego se incorporó el Frente de Personas Mayores, la Intersindical, la Mesa de Trabajo, la Corriente Sindical Agustín Tosco con los jubilados de Liberación y unas cuantas organizaciones más. Siempre tuvimos el objetivo de armar una gran organización del sector, pensando en el día después, en esa supuesta normalidad. En cómo salir más fortalecidos, más decididos, más audaces, más organizados, más unidos y más solidarios”, expresó la Secretaria de Previsión Social de la CTA, Sandra Zapatero.

Y agregó: “Entendiendo que este camino no comienza acá, porque es una continuidad de aquellos que dedicaron su vida a esa hermosa tarea de transformar la realidad venimos a comprometernos para seguir su huella. La presencia de las mujeres es fundamental en esta tarea de construir una sociedad más justa.

Sabemos que estamos atravesando una crisis sin precedentes que la pandemia vino a desenmascarar. Tenemos que tomar ejemplo de algunos países que no aparecen en los medios: Cuba, Nicaragua, Venezuela, donde le vienen ganando al virus.
Pido que empecemos a imaginar cómo vamos a salir el día después, no sólo por las reivindicaciones que nos hacen falta, sino también respecto a cuál tiene que ser nuestro rol como parte de las organizaciones populares y pensando en todo esto, preguntarnos quiénes son los que mejor nos representan tanto en lo institucional, como en el pensamiento y por eso convocamos a estos compañeros.

A mí me toca presentar con la emoción y con el orgullo de ser parte de esta Central de Trabajadores que él conduce, a este gran maestro, a este gran trabajador, a este gran compañero, por sobre todas las cosas, que es Hugo Yasky”.

Intervención de Hugo Yasky, secretario general de la CTA y diputado nacional

“Buenas tardes. Gracias Sandra por la presentación. Un saludo a todas y todos. La verdad es que escuché atentamente. Hay compañerxs que han hablado antes a los que respeto muchísimo por su trayectoria: Carlos Valle, el compañero Giménez Pastor, Juancho, y a tantas compañeras que han dado su vida luchando en el sindicato y ahora como representantes de los jubilados.

Un fuerte abrazo, una alegría de compartir este momento.

Después lo vamos a escuchar al compañero Amado Boudou y la verdad yo quiero rescatar algo que marcó un cambio que posibilitó que hoy estemos discutiendo la posibilidad de seguir teniendo un sistema solidario de reparto, público, que fue la decisión de revertir ese gran saqueo que significó la privatización del sistema jubilatorio.

Si uno tuviera que ser sincero, la verdadera fórmula de los neoliberales para la jubilación tiene cuatro letras: AFJP. Esa es la fórmula que ellos realmente defienden y defendieron siempre. Es un avance popular el hecho de que hayan tenido que aceptar que esa estafa a lxs trabajadoxs, al pueblo y al Estado argentino no se podía seguir sosteniendo.

Creo que tenemos razones para reivindicar este momento, porque es un momento que encuentra a la Argentina con un gobierno surgido del voto popular, casi que vamos a contrapelo de lo que está pasando en la mayoría de los países de América Latina que nos rodea.

Tenemos situaciones que muestran el efecto lacerante de la desigualdad y de la destrucción del Estado producto de las políticas neoliberales en los números de contagios y de muertes que hoy tenemos en la región.

La Pandemia del coronavirus se ha mostrado particularmente dolorosa en sus consecuencias justamente en América Latina y eso no es casual. Este es un continente de grandes desigualdades, que a partir del rebrote de gobiernos de la oligarquía, de las clases dominantes de América Latina con tendencia neoliberal, pro yankee, ha hecho que retrocedamos de manera brutal en términos de sistemas de salud, jubilatorio, públicos de educación. Creo que como podría decir Atahualpa Yupanqui, en el caso de Argentina ’la flecha está en el aire’.

Estamos peleando, tenemos un gobierno popular, tenemos un pueblo que a pesar de los ataques de la derecha sigue dando muestras de que tiene un alto grado de conciencia. Defendemos la unidad. Eso es muy importante. Hemos logrado capear esta crisis teniendo en América Latina el menor número de muertos, en números relativos y comparativos con otros países de la región y creo que hay que seguir en ese esfuerzo.

Vamos a discutir una nueva fórmula de movilidad jubilatoria. Nos hemos resarcido, nos hemos vuelto a poner de pie, después de lo que fueron los ataques que sufrimos los jubilados, las jubiladas, los trabajadores, las trabajadoras durante cuatro años de un gobierno que fue para los ricos. Vivimos jornadas memorables de lucha. Tenemos que sentirnos orgullosos de que aquella gran movilización del año 2018, cuando quieren hacer la reforma previsional, quizá marcó el inicio de la cuenta regresiva del gobierno de Mauricio Macri.

Siempre las luchas en torno a la defensa del sistema jubilatorio público, estatal, de reparto, solidario, marcan y jalonan grandes momentos del campo popular, intensos momentos de disputa. Y eso hay que reivindicarlo.

Falta mucho. No podemos decir que la situación de hoy es como para festejar. Falta mucho para los trabajadores, para los jubilados, para el pueblo en general, pero estamos en el camino correcto. Cada ataque de la derecha, cada intento de desestabilizar al gobierno, cada titular del diario Clarín o de La Nación, cada expresión de la Sociedad Rural o de la Asociación de Empresarios Argentinos; cada manifestación de Patricia Bullrich y los energúmenos de la derecha, nos tiene que hacer sentir seguros de que vamos en el buen camino. Si todos esos estuviesen alabando al Frente de Todos, si todos esos estuviesen aplaudiendo las políticas de Alberto Fernández, seguramente nosotros estaríamos sufriendo consecuencias adversas. Si algo nos tiene que hacer sentir orgullosos, es que tenemos un gobierno que pese a todos los ataques se mantiene firme y sigue avanzando.

Mañana mismo vamos a estar discutiendo el aporte solidario a las grandes fortunas. Una iniciativa que marca claramente hacia dónde queremos avanzar a futuro. En la agenda seguirán temas tan importantes como discutir el reordenamiento financiero para terminar con la fuga y la especulación financiera y volver a pensar un sistema tributario más justo. Pensar en medidas que beneficien a los trabajadores. Construir una alianza entre la clase trabajadora, los jubilados, el movimiento de empresarios Pymes, los pequeños productores; construir una fuerte unidad del campo popular porque van a venir momentos de intensa disputa, pero estoy seguro que así como supimos derrotar en cuatro años al gobierno de los ricos para los ricos vamos a saber defender ahora al gobierno del pueblo, al gobierno del Frente de Todos, con Alberto, con Cristina, con la convicción de que lo que tenemos por delante es el compromiso de seguir avanzando, aun en condiciones difíciles como ésta.

Hoy hubiese sido un día de festejo en algún espacio que nos hubiese permitido compartir este encuentro, abrazarnos, sentir ese contacto y esa movilización que tanto caracteriza al movimiento popular de la Argentina, pero tenemos esta pantalla, esta manera de comunicarnos, y es lo que en el día de hoy tenemos que reivindicar y festejar.

Así que un abrazo muy grande. El compromiso desde la Cámara de Diputados, desde nuestras bancas de seguir peleando por los derechos de lxs jubiladxs y por supuesto contar con la palabra de los maestros que tenemos acá, que son los referentes a los que recurrimos cada vez que tenemos que darle contenido a una propuesta sobre el tema del sistema jubilatorio.

Creo que Amado es un compañero que fue particularmente asediado, hostigado y hasta penado con la cárcel, justamente porque fue uno de los que produjo, una de las políticas públicas que más a fondo afectaron los intereses de la codicia, la avaricia de los neoliberales. Haberles sacado los fondos de los jubilados a las AFJP, haberlos vuelto a poner en el sistema público y solidario, fue como quitarles de la boca, cuando ya se lo estaban engullendo, una especie de botín de guerra. Creo que eso no lo perdonan y cada vez que recuerdo ese momento me siento feliz de haber sido junto con ustedes protagonistas, acompañando una decisión de un gobierno, que en ese momento con Amado, con Cristina Kirchner, con Néstor, cambió la historia a favor del campo popular.

Reivindicar esto en este día y desearles que pronto nos volvamos a ver para festejar nuevos avances y nuevas conquistas. Porque de eso debemos estar seguros.
Mientras haya unidad, mientras haya un pueblo de pie, mientras haya voluntad de los sectores populares, mientras haya un gobierno que cumpla el mandato popular vamos a tener por delante días mejores, días felices y nuevas conquistas.
Un abrazo a todos y todas”.

Intervención de Amado Boudou, ex vicepresidente y ex director ejecutivo de ANSES

“Primero que nada, qué lindo volver a encontrarnos otra vez en el Día de las Jubiladas y los Jubilados. Es algo que ya lleva muchísimos años y sin duda va a seguir muchísimo más, y en cualquier condición, más allá de lo que nos hagan.

Qué orgullo poder hablar luego de Hugo, porque en este mundo los representantes y las representantes de los trabajadores, llevan nuestro corazón adentro del corazón de ellos, porque es la lucha más grande que hay en este mundo tan desigual, porque sin trabajadorxs no hay seguridad social, no hay jubiladxs, no hay Estado, no hay nada.

Tengámoslo claro, algo que quiere justamente el neoliberalismo es un mundo sin recibo de sueldos. Un mundo de precarizadas y precarizados. En esa lucha que ellos llevan se va la democracia, la igualdad, se va todo. Así que un orgullo, un honor, muchas gracias Hugo por todas las cosas que dijiste.

Además en una etapa en la cual los representantes de los trabajadores también tienen responsabilidades políticas. Así que, doblemente buenos estos tiempos.

Se dijeron un montón de cosas y no repetirse es difícil. Quiero empezar por compartir esto. Cuando miramos nuestros más de 200 años de historia, no hubo 12 años consecutivos del campo nacional y popular nunca y esto que parece obvio, que tendría que ser así no sucedió. Porque hubo golpes de estado, porque hubo traiciones, defecciones. Entonces, tenemos que poner también en el morral de las cosas buenas lo que hemos sabido hacer juntos y juntas. Y más importante aun, jamás el campo nacional y popoular pudo volver en cuatro años. A Perón y al pueblo argentino le tomó 18 años reencontrarse. Esto también lo tenemos que poner y no sólo en términos históricos. Cuando vemos lo que les pasa a nuestrxs hermanxs en Brasil, Ecuador, Bolivia, Paraguay, parece que esto de Argentina es medio único. Entonces hay que cuidarlo y mucho.

Creo que nuestra primer responsabilidad política es que este Frente no se rompa. Sé que hay compañerxs que quieren ir más rápido, más despacio, más a fondo, menos a fondo, pero esto es un Frente. Esto es una estrategia de largo plazo. Las cosas no están bien cuando estoy yo en la centralidad y mal cuando no estoy yo. Acá no pasa por cómo nos va a cada unx de nosotrxs. Al pueblo argentino se le va mucho en que a este Frente le vaya bien, entonces mi primer punto a compartir es ese. Nuestra responsabilidad política de que este Frente no se rompa.

Al mismo tiempo de esto, que podamos mantener un nivel de debate interno muy potente. Un debate que tiene que ser respetuoso, responsable, propositivo, cariñoso, no un show en los medios, sino en espacios como el que tenemos hoy acá. Porque lo que necesitamos es llenarle al presidente la caja de herramientas, para que él en el momento que lo estime, que decida, pueda usar esas herramientas, no un show de vanidades para ver quién es el más vivo y me parece que si somos capaces de juntar estas dos cuestiones, preservar la unidad y sostener el debate interno tenemos hacia adelante un escenario extraordinario, espectacular, aun con todas las cosas que nos van sucediendo.

Por eso compartir con Carlos, con Juancho, con mi amigo Miguel, con Hugo. Una de las veces que salí de la cárcel me recibió Hugo en la CTA y fue un momento para mí muy emocionante que lo guardo en el corazón y lo agradezco mucho.
Con todo esto que ellos nos contaban, cómo no va a haber cosas para festejar si hace cuatro años nos decían que Macri no se iba nunca más. Imagínense lo que estaría pasando en esta Argentina.

Por supuesto que tenemos una agenda profunda, de máxima, pero los pasos hay que ir dándolos. Hay que ir haciendo la tortilla de a poco, porque lo peor que puede pasar es que los huevos caigan fuera de la sartén. Me parece que hay que enfocarse en esto.

Ir viendo las cuestiones que están sucediendo. El IFE es una gran medida, que se puede convertir en otra cosa, por qué no, si ya se dio el primer paso; el impuesto a las grandes fortunas es una gran medida que después se puede convertir en otra cosa. Hay que ir viendo el costado bueno. El neoliberalismo hace un gran esfuerzo para que nosotros nos sintamos derrotados y a nosotros no nos van a derrotar. Ni nuestro corazón ni nuestra cabeza. No nos van a derrotar.

Pongámonos muy firmes en estas cuestiones. A mí me gustaría mucho que se consolide en la Argentina un modelo previsional que creamos entre todos nosotros y nosotras. El asunto de la moratoria, que fue haciéndose de a poco, porque primero era una ley de jubilación para quienes no tenían los años de aportes, luego les agregamos la moratoria, luego el primer pago por los Estados municipales y provinciales. Realmente construimos un modelo argentino y Macri claro, lo desarmó.
Este modelo argentino es profundamente feminista porque el 80% de quienes accedieron al mismo derecho fueron mujeres y Macri les bajó el 20% con la PUAN.
Tenemos que trabajar una propuesta para el Presidente vinculada con el modelo que creamos juntxs. Lo mismo con la movilidad. Seguramente nuestra fórmula se podrá mejorar pero ahí la tenemos para que sea el camino.

Seguramente el gobierno podrá avanzar fortaleciendo, pero tenemos para mirarnos los 12 años. Tenemos para mirar la lucha que dio Hugo, los “Hugo”, porque fueron Hugo quienes dieron la lucha en los 90. Son esas cosas bien de la Argentina, con algunos grupos sociales también, en el neoliberalismo. Y Argentina fue el único país que volvió de la privatización del sistema jubilatorio.

Con esta agenda de máxima y compartiendo este momento, también, compartir entre nosotros que debemos apoyar mucho al gobierno porque Macri nos dejó una situación muy difícil con el Fondo Monetario. El Fondo monetario va a venir con la misma idea zombie de nuevo. No hay un Fondo Monetario bueno o malo. El Fondo Monetario es el defensor del patrón dólar. Sienten a quien sienten al frente.

Tenemos que tener mucho cuidado con la reforma laboral. Terminemos con este cuento que el problema son las leyes laborales, en un mundo en el cual el 1% de la población tiene 50% de las riquezas, qué problemas son los laburantes mujeres y varones. Es un verso, eso. Sí, hay que cambiar las leyes laborales, hay que ir a seis o cuatro horas de trabajo, porque mientras la productividad crece los salarios no. A escala global, no sólo en la Argentina. Cuidado con las leyes laborales, cuidado con la reforma jubilatoria. Vienen con algo peor que las AFJP que es la cuenta individual para los salarios altos. Cuidado.

Cuidado con el tema del superávit fiscal. Si un país, en cualquier lugar del mundo está en circunstancias en que cae la economía, va a tener déficit, por lógica. Haga lo que haga el gobierno y si el gobierno, como pasó en la época de la Alianza con Cavallo, sobre una situación de déficit quiere tener superávit, termina rompiendo el país. Eso fue Cavallo con Patricia Bullrich, con Gerardo Morales, con Sturzenegger, la ley Déficit Cero con el Fondo Monetario. Si apagamos el motor del Estado el país va a capotar.
Lo otro el cuento del modelo exportador. Claro que nos gustan las exportaciones, pero lo que va a salvar a la Argentina es el mercado interno, que haya muchxs trabajadorxs, una economía potente, formal, con derechos.

Así que lo que les pediría nos unamos muy fuerte para alzar la voz contra el Fondo Monetario porque Macri nos ha dejado una situación muy embromada. Argentina es el peor país del mundo en términos de deuda con el Fondo. El peor. Hay casi 200 países y Macri nos convirtió en el peor país del mundo. Eso es lo que hizo este tipo que decía que venía a reinsertar a la Argentina en el mundo.

Así que muy contento de poder compartir, muy orgulloso de mis compañerxs, no nos interesa lo que diga La Nación o Clarín. A mí me interesa lo que digan mis compañerxs. Esa es la felicidad, la alegría de pelear por estas cuestiones.

Preservemos la agenda de máxima, pero primero que nada preservemos el gobierno nacional y popular y hagamos que esto sea un camino muy largo, muy hermoso, muy inclusivo, para tener una Patria Justa, Libre y Soberana, donde entramos todos y todas.

Hagámoslo también con alegría. Lo que nos hagan no va a importar. No les vamos a regalar ni una lágrima de las que ellos quieren. Nuestras lágrimas son para la emoción y los festejos, nada más.

Feliz día de las jubiladas y jubilados. Muchísimas gracias y veámonos muy seguido porque nos queremos mucho”.

Video actividad:
https://m.facebook.com/story.php?story_fbid=452441305672523&id=1056063977765536